La Pantera portuguesa

Sebastián Rincón, luego de cuatro años, se marchará a Vitoria Guimaraes, equipo de la Primera División del fútbol de Portugal. La Pantera dará el salto a Europa.

La Pantera portuguesa
Ante Arsenal, Rincón disputó su último partido en Tigre, con una asistencia (Foto: Tigre Oficial).

Otra baja más para el conjunto de Victoria. Si bien no se trata de un 'hijo de la casa', llegó a Tigre desde la Cuarta División, jugó en la Reserva y debutó en Primera en Victoria. Hablamos del colombiano Sebastián Rincón, hijo del mítico Freddy (estrella de la selección de Colombia en los '90), quien tuvo sus momentos de esplendor e irregularidad de 2013 a la fecha, pero nunca desapareció de escena en estos cuatro años, aportando velocidad, goles y asistencias.

La Pantera, que antes de Tigre había jugado en Santa Fe y Portland Timbres (MLS, liga de Estados Unidos), al igual que Alexis Castro, se despedirá de la institución. Su próximo destino será Vitoria Guimaraes, un equipo de la máxima categoría del fútbol luso, que realizó una gran temporada recientemente, logrando un cuarto puesto que lo clasificó a la próxima Europa League. Aún no se conocen detalles de la operación, pero Rincón había renovado su contrato con el Matador en el transcurso del torneo anterior, así que le quedará ganancia al club de zona norte.

Con 23 años, el cafetero, con pros y contras, se ganó su lugar dentro del primer equipo y jugó con todos los DTs. Sin ser un indiscutido, jamás estuvo relegado.

Disputó en total 80 partidos, marcado 12 goles. Los más recordados: su primer tanto, a Rosario Central (Transición 2014), su gol agónico a San Lorenzo (Campeonato 2015) y el doblete a Racing en el Cilindro (Transición 2016). Su mejor momento fue con el Chino Luna en la dupla ofensiva, aunque también jugó en tridentes ofensivos y en las bandas, por su despliegue y gambeta. Portugal lo espera, en búsqueda de su explosión definitiva y consolidación dentro de un fútbol muy competitivo.

Gol de Rincón a Racing (2016)