Tigre: los que ya no están

El equipo de Ricardo Caruso Lombardi sumó a varios jugadores, pero también se fueron muchos. Aquí la lista de los que ya no pertenecen al Matador.

Tigre: los que ya no están
Fotomontaje.

Cada vez que Ricardo Caruso Lombardi está en frente de un equipo, hay danza de nombres tanto de entrada como de salida. Tigre no es un caso diferente, ya que jugadores desconocidos como Diego Castaño (quien se retiró tras no ser tenido en cuenta) terminan convirtiéndose en ídolos. De los 38 miembros del plantel solo quedaron ocho que rápidamente se agruparon a las llegadas de Pérez García, Chiarini, Niz, Depetris, los dos jugadores de Pacifico, Stracqualursi, entre otros. Muchos son los que fueron, porque se vencieron sus préstamos o por traspasos. 

La "Pantera" Sebastían Rincón, conocido como el hijo de la leyenda Freddy emigró a la liga portuguesa. El atacante de 23 años continuará su carrera en el  Vitória Guimaraes Sport Clube. Oficialmente comenzó su carrera en el  Portland Timbers, de la Major League Soccer de Estados Unidos; en 2012 fue cedido de Independiente de Santa Fe, en donde en 13 partidos solo convirtió 2 goles. Su aventura con el "Matador" empezó en diciembre del 2013, cuando fichó libre y permaneció hasta el 2017. Con la camiseta azul Francia y rojo bermellón disputó un total de 82 cotejos y marcó 12 veces. 

Asimismo, el juvenil Alexis Castro "Pucho" fue transferido a San Lorenzo de Almagro, se desempeña como volante por izquierda. El canterano debutó en 2015 frente a Defensa y Justicia (0 - 0) al ingresar por Facundo Sánchez, y tras la ida del mismo a Estudiantes LP, Castro se hizo con la titularidad rápidamente, con buenas jugadas y gran quiebre de cintura fue pieza clave para el equipo de Pedro Troglio. Se marchó con un total de 40 partidos y 8 goles. 

Diego Sosa, quien debutó en Primera en el Torneo de la Independencia (contra Newell´s) y se afianzó jugando como volante por la izquierda (aunque muchas veces estuvo de lateral), fue cedido por un año a préstamo a Unión Española, equipo chileno dirigido por Martín Palermo. En Tigre, jugó 26 encuentros y anotó un golazo a Aldosivi.

Por otra parte el uruguayo, Jorge "Japo" Rodríguez rescindió su contrato y regresó a Cerro de su país. El Japo que había llegado a Tigre proveniente de Peñarol en 2015 tuvo grandes actuaciones, fue de mayor a menor. Tras un conflicto con el entonces entrenador Mauro Camoranesi fue relegado del plantel; cuando asumió Pedro Troglio jugó pocos partidos y terminó marchándose a préstamo a Cerro. El mediocampista disputó 22 partidos y marcó 3 goles en Victoria. A su vez, su compatriota Diego Gurri, corrió con la misma suerte; también dio de baja su contrato para sumarse a River Boston de Uruguay. Gurri tuvo un gran arranque de torneo con el equipo de Victoria, pero en el cotejo inicial sufrió una lesión dejándolo fuera de las canchas, al regresar solo entró algunos minutos y tras no ser tenido en cuenta por Ricardo Caruso Lombardi, se marchó. 

El tan cuestionado Kevin Itabel, tampoco seguirá en Tigre, luego de estar a préstamo en Atlético Rafaela y coquetear con Chacarita Juniors, seguirá su carrera en Ferro, equipo de la B Nacional y donde jugó su padre. El volante que se formó en las inferiores de River debutó en El Matador en la temporada 2012/2013, jugó 15 partidos y marcó 3 goles. Mismo destino tendrá Mariano Echeverría, uno de los emblemas de Tigre, que si bien tuvo continuidad en el final del torneo pasado y en la pretemporada, quiere ser titular, así que jugará en Ferro también (aún le quedaba un semestre más de contrato). El Flaco fue estandarte del protagónico 2012, sobre todo en la Copa Sudamericana, marcando ese gol a Millonarios que clasificó a Tigre a la final. Entre sus dos etapas en el club, disputó 144 partidos y anotó 13 tantos.

Mientras que Emiliano Ellacópulos, "El griego", de 25 años, ahora forma parte de Aldosivi de Mar del Plata, y al igual que "Ita" tampoco estaba en los planes de Caruso y era fuertemente cuestionado en el campo por los hinchas. El "Tiburón" de Mar del Plata será su tercer equipo ya que antes se había marchado a préstamo a Unión de Santa Fe y tuvo un paso por Kalloni de Grecia.

Aunque al hincha le duela su salida, hay que decir que es oficial. El enganche clásico Diego "Cachete" Morales tuvo una salida polémica del club; con el sonar del regreso de Matías Pérez García parecía que el cachetón no estaba cómodo, e incluso se habló de una mala relación con Caruso Lombardi. Incluso, el Twitter oficial de Tigre se "equivocó" con los números de su contrato y tras no arreglar, se marchó a Colón de Santa Fe. Cache anotó cuatro goles la temporada pasada.

El primero en irse fue Emiliano Papa, el cuatro que muy pocas veces pasaba al ataque, no renovó su contrato y se marchó libre a Arsenal de Sarandí. El lateral que formó parte de la Selección Argentina en la época de Maradona, llegó a Tigre en 2016 y sin goles en 17 partidos. A su vez, el defensor Bruno Urribarri se marchó a Patronato de Paraná tras tener una aceptable temporada, pero muy irregular.

Por último, Nelson Ibáñez, Paulo Lima, Gaspar Íñiguez y Oliver Benítez no renovaron sus prestamos y se marcharon a sus respectivos clubes de origen. Mientras que Ignacio Bonadío e Iván Dubois ya no forman parte del club.