Se despertó el gigante del parque

Independiente Rivadavia goleó a Douglas Haig por 3 a 0 en un duelo fundamental por la permanencia y se ilusiona cada vez más con quedarse en la B Nacional.

Se despertó el gigante del parque
Abrazo leproso de gol | Foto: Télam.

Un domingo 28 de mayo se dio el puntapié inicial para dar lugar a un importante cambio tanto anímico como futbolístico. Ese día La Lepra retomó la senda del triunfo, se encaminó. Le ganó a Gimnasia de Jujuy y desde ese entonces todo ha sido garra, pura entrega y corazón; y junto con eso muchos resultados favorables. Es como que los caudillos estaban dormidos, desahuciados, descendidos. Alfredo Berti agarró a un equipo que estaba para el cachetazo, lo enderezó y hoy en día los números hablan por sí solos. De los últimos 39 puntos puestos en juego consiguió 25 y sus comandados son los que menos veces han perdido después del ya ascendido, Argentinos Juniors. Y si hablamos de táctica, es clara la idea de juego ganadora y ambiciosa que ha logrado imprimir en el poco tiempo que ha estado al mando.

Había mucha expectativa con este encuentro, sobretodo porque ambos elencos tenían la obligación de ganar. Independiente cumplió con cada uno de los objetivos que se propuso para este partido, y con creces. Dejó una imagen muy positiva y a todo el Gargantini confiado en que la salvación está a la vuelta de la esquina. Salió de la zona de descenso y sorprendió a muchos con su gran despliegue. Por otro lado, Douglas se fue vapuleado mostrando una gran pobreza futbolística y muy pocos argumentos.

Desde el arranque el Azul dejó en claro que iba a ser el protagonista, plasmó sus intenciones y fue netamente superior. Dominó el balón y no le permitió reaccionar a la visita en ningún momento, tan así que Aracena tuvo una noche más que tranquila. González tuvo dos claras que no se le dieron y le negaron el grito de gol. Pero llegaron, más temprano que tarde. A los 25´ y desde un sublime tiro libre, Diego Cardozo colgó la pelota en el ángulo y abrió el marcador. 10 minutos después, Yeimar inició una gran jugada, Arciero metió un pase sagrado y Gastón definió de gran manera para ampliar la ventaja de La Lepra. La tercera fue la vencida, sin dudas.

En el complemento se cayó un poco el partido, el Rojinegro metió un par de cambios y se la jugó, no le quedaba otra. Sin embargo el conjunto de Berti se agrandó, goleaba y jugaba mucho mejor. Movió inteligentemente cada pelota, insistió y así llegó el tercero. Cristian Tarragona liquidó el encuentro y abultó aún más el marcador como hace tiempo no pasaba. El nerviosismo empezó a invadir Douglas que terminó el juego con dos soldados menos porque vieron la roja directa. Fernando González junto con Jorge Córdoba se fueron a las duchas antes de tiempo y el Fogonero se volvió a Pergamino con las manos vacías.

Síntesis del encuentro

INDEPENDIENTE RIVADAVIA (3): Cristian Aracena, Yeimar Gómez Andrade, Alejandro Rebola, Rodrigo Arciero, Mauro Maidana, Fausto Montero, Gastón González, Diego Cardozo, Mauro Cerutti, Cristian Tarragona y Lautaro Disanto. DT: Alfredo Berti

DOUGLAS HAIG (0): Marcos Argüello; Mauro Bazán, Leandro Gioda, Alejandro Cabral, Fernando González; Guillermo Pereira, Diego Levato, Germán Rodríguez Rojas, Leonardo Villalba; Sebastián Grazzini, . DTs: Mauricio Levato y Adrián Aranda.

Goles:  25' PT Diego Cardozo (IR), 36' PT Gastón González (IR), 16' ST Cristian Tarragona (IR).

Cambios: 0´ST Alejandro Noriega por Mauro Bazán (DH), 11' ST Jose Tamburelli por Leonardo Villalba (DH), 18' ST Luciano Bersano por Levato (DH), 20' ST Matías Villarreal por Montero (IR), 24' ST Julián Navas por Disanto (IR), 39' ST Hernán Gautier por Cardozo (IR).

Amonestados: Diego Cardozo (IR), Mauro Maidana (IR), Mauro Bazán (DH), Leonardo Villalba (DH), Leandro Gioda (DH), Diego Levato (DH), Guillermo Pereira (DH).

Expulsados: Roja directa para Fernando González (DH) 28' ST y para  Fernando González (DH) 37' ST.

Árbitro: Mariano González.

Estadio: Bautista Gargantini.